01 abril 2008

El burro hablando de orejas

Realmente me indigna escuchar todos los días a su sequito de llunk'us (léase aduladores) en una disputa sin trinchera por quien es el MAS preferido por usted Presidente, como nos hablan de legalidad. Parece que el olvido hace rápidamente su trabajo o bien nos cree estúpidos.

En cualquier caso permítanme recordarles que primero pretendieron declarar a la Asamblea Constituyente originaria, plenipotenciaria y omnipotente, hecho que casi le cuesta la vida a su jefe de bancada ante la indolencia de su Presidenta y sus levantamanos que tenía de Constituyentes, si su Presidenta; porque Ud. lo definió así.

Ocho meses de luchas y batallas para que después de millonarias movilizaciones y miles de bolivianos en huelga de hambre, aceptaran que el Proyecto de Constitución debía ser aprobado por dos tercios como principio democrático.


Para imponer su visión de país, en dicha Comisión orquesto que sus Constituyentes impidieran la consideración del Pleno de la Asamblea el informe de la oposición que planteaba un Estado Social y Democrático, Constitucional de Derecho, Unitario Nacional Intercultural, incumpliendo inclusive una resolución judicial.

El 15 de agosto, apelando a su fiel estilo de manera ilegal sus Constituyentes aprobarón una resolución que eliminaba del debate la sede los poderes del Estado. Dicha resolución fue declarada nula e inconstitucional por un Tribunal de Garantías Constitucionales, y todavía la justicia esta detrás de su Directiva por incumplimiento a una orden judicial.

Después de grandes esfuerzos el 17 de noviembre se suscribió un “Acuerdo por la Asamblea Constituyente” entre el Comité Interinstitucional de Chuquisaca y la Comisión de Diálogo de la Asamblea Constituyente, junto a Monseñor Jesús Perez Arzobispo de Chuquisaca como testigo de buena fe, ocasión en la cual la Iglesia ya fue usada y burlada.

Dicho acuerdo fue roto unilateralmente por su bancada y el 23 de noviembre fue convocada una sesión en el cuartel militar de La Glorieta, en la que modificaron el orden del día y el propio Reglamento de la Asamblea sin las 72 horas de anticipación de convocatoria que establece el mismo para su modificación, y aprobaron lo que usted llama pintorescamente “Nueva Constitución Política del Estado”, entre bayonetas, fusiles, ponchos rojos, gases lacrimógenos, sangre y luto.

Por si fuera poco cerco el Congreso para modificar el artículo 6 de la ley de convocatoria autorizando a la presidenta de ese foro a sesionar en cualquier región del país. Oruro fue la elegida, porque en menos de 12 horas no todos los Constituyentes de oposición podríamos llegar, y con alevosía y ventaja, en una vergonzosa sesión de 16 horas continuas de levantamanos acuchillaron nuevamente a la democracia, literalmente entre gallos y media noche y ante el cerco de sus SS´s.

No podemos olvidar la participación del mariscal de campo que tiene por Ministro de Gobierno, que a pesar que la Disposición Final Segunda de la Ley Ampliatoria de la Asamblea Constituyente establece con claridad que su responsabilidad era “garantizar la integridad física de los Constituyentes, así como el libre ingreso al hemiciclo y las comisiones que integran la Asamblea…”, caso contrario “suspenderá la Sesión hasta que existan las condiciones de seguridad necesarias…” comando ambos operativos.

Para cerrar con broche de oro después de convocar a monólogos con los Prefectos y Parlamentarios, su llunk´u mayor cerco el Congreso, ordeno el repliegue de la Policía, mando a golpear diputadas nacionales y aprobó unas “leyes” que buscan imponer su agenda política a cualquier costo. Pero eso que le importa a Ud. los ilegales son otros; el burro hablando de orejas.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...