18 septiembre 2012

El paraíso de la cocaína

Quienes son defensores de la producción de hoja de coca, han basado su defensa en que es una hoja milenaria y que hace a los usos y costumbres de los pueblos indígena y originarios, y que su uso y consumo se debe fundamentalmente a practicas inofensivas para la salud.

A pesar de haber masticado (pijchado) la hoja de coca, no le encuentro ningún sentido en preservar esta costumbre. Mucho mas si está se convierte en el principal insumo para la fabricación de cocaína, droga que no solo nos estigmatiza como país, sino que además provoca un circulo vicioso que alimenta la violencia, destruye a las personas, a las familias y la sociedad en su conjunto, y genera riquezas de un día para otro, desvalorizando la educación, el esfuerzo y los emprendimientos lícitos.

La cadena productiva de la cocaína se vio incentivada con la llegada del principal dirigente de productores de hoja de coca al gobierno. Si usted fuera productor de jugo de naranja y se anoticiaría que en un x país, el principal dirigente de los productores de naranja se ha convertido en Presidente, estoy seguro que no dudaría ni un minuto en llevar su fabrica, y todos sus recursos a ese país.

Varias han sido las últimas publicaciones que han relacionado a nuestro país con el incremento sustancial de producción de cocaína, la presencia de carteles del narcotráfico mexicanos, colombianos y brasileros y la participación de altos funcionarios de gobierno en este negocio.

En enero del 2012, un artículo en una publicación especial en The Wall Street Journal titulado "Cocaine: The New Front Lines" establecía que el incremento en la produccion de coca en relación al año 2000 había sido del 112%, señalando además que el mayor reto de Bolivia era la creciente presencia de los carteles internacionales de México, Colombia y Brasil.

En junio, otro artículo de la revista Foreign Policy titulado "The Bolivarian Legacy" establece que la persecución política sobre el Senador Roger Pinto, lo llevo a pedir asilo a la Embajada del Brasil por las denuncias que realizo sobre los vínculos de los funcionarios de gobierno con el narcotráfico, en especial la del Gral. Sanabria ex jefe de la Fuerza Especial de Lucha contra el Narcotráfico y jefe del Centro de Inteligencia del Ministerio de Gobierno, hoy convicto en Estados Unidos por el trafico de 144 kilos de cocaína.

Después, la revista brasileña Veja publico un artículo titulado "A república da cocaína" donde -según un informe policial- se revela el encuentro de un narcotraficante brasilero con el número dos del gobierno, el actual Ministro de la Presidencia Juan Ramon Quintana y la ex candidata a la Gobernacion del Beni, Jessica Jordán.

El mismo mes -julio- otra publicación en un diario mexicano titulaba "Bolivia, otro abastecedor de carteles mexicanos", estableciendo la presencia de los carteles mexicanos operando en nuestro país, y mencionando que se había sugerido al gobierno de "Bolivia mejorar su ambiente legal y regulatorio, así como sus esfuerzos del sector judicial para combatir la producción y tráfico de drogas, lavado de dinero, corrupción, así como otros crímenes trasnacionales y llevar así a las organizaciones criminales ante la ley."

El informe de la Oficina de Política Nacional de Control de Drogas de Estados Unidos, oficializó al Perú como primer productor de cocaína, por delante de Bolivia y Colombia. Los resultados indicaron que Perú produjo 325 toneladas métricas, mientras que Bolivia bordeó las 295 TM y Colombia 195 TM.

Finalmente, la Oficina de la ONU contra la Droga y el Delito (UNODC) acaba de presentar un informe en el que “el cultivo de hoja de coca en Bolivia se redujo un 12%, de 31.000 has. el 2010 a alrededor de 27.200 el año pasado, pero advirtió que el precio de la hoja creció más de un 30% en el mercado legal y un 16% en el clandestino, lo que hace que su cultivo sea más atractivo”.

Este informe omite el incremento en la productividad (Tn/Ha) y la producción de coca transgénica que ha duplicado el número de cosechas al año (de 4 a 8); con el uso de químicos las hojas que tardaban 100 días ahora están para listas para la cosecha en 45.

Es difícil tapar el sol con un dedo, cuando toda la información nos sindica como el paraíso de la cocaína y que siguen los ratones cuidando el queso.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...